Media docena de fármacos en estudio para tener esperanza en Alzheimer

septiembre 21, 2010 at 6:41 am (Académicos e Investigadores, Estudiantes, Los cazafármacos, Noticias de la USE y de interés general, Noticias para Farmacia) (, )

“El reciente fracaso de ensayos prometedores en fase III hace poner la esperanza de los investigadores ahora en media docena de fármacos con posibilidades, manteniendo la vía de la beta-amiloide como la clave para acabar con el Alzheimer.

Escepticismo sigue siendo la tónica dominante en Alzheimer. Tanto por parte de las familias que sufren directa o indirectamente esta enfermedad y que no reciben buenas noticias como por parte de los investigadores que no acaban de dar con la fórmula para atacar desde el punto de vista farmacológico una dolencia cuyos costes asociados podrían haber aumentado a nivel mundial cerca de un 20 por ciento.

Los estudios en los que tenían puestas sus esperanzas los neurólogos los últimos cinco años, orientados a la vía de la proteína beta-amiloide “han fracasado estrepitosamente”, explica a CF Pablo Martínez-Lage, coordinador del Grupo de Estudio de Conducta y Demencias de la Sociedad Española de Neurología (SEN).

Precisamente esta semana se celebra el Día Mundial del Alzheimer, 21 de septiembre, que “se hace coincidir con el inicio del otoño por la metáfora de la caída de las hojas con las personas mayores que se deterioran”, apunta a CF Guillermo García Ribas, miembro del Grupo de Estudio de Conducta y Demencias de la SEN. Ese mismo día tendrá lugar el VII Simposio Internacional Avances en la Enfermedad de Alzheimer, avalado por Sanidad y Novartis, entre otras organizaciones, y, según dicen, hay lugar también para la esperanza: “Ahora mismo existen más de 300 principios activos en ensayos clínicos y de ellos, alrededor de media docena ha pasado las fases I y II con indicios prometedores”, explica Pablo Martínez-Marín, coordinador del simposio y director científico de la Unidad de Investigación Proyecto Alzheimer de la Fundación Cien.

En la misma línea se manifiesta Jesús Ávila, coordinador básico del simposio, y miembro del Comité Científico de la Fundación CIEN-UIPA: “No hay motivos para ser ni muy optimista ni muy pesimista”, en vista de los recientes fracasos con las alternativas farmacológicas. Y la pregunta que se hacen los investigadores es: ¿por qué han fracasado? “La hipótesis primera sería pensar que la vía de investigación de fármacos que afecten a la beta amiloide es falsa, pero existen tantas conexiones que no lo creo”, asegura Martínez-Lage.”La otra respuesta que queda”, añade, es que los resultados han fallado porque se administró muy tarde, en Alzheimer avanzado, y es necesario aplicarlo en fases tempranas”, asegura. Para él, como para el resto de expertos consultados por CF, hay que seguir por la línea de tratamientos relacionados con la proteína beta-amiloide (ver CF del 8-III-2010).

LOS FÁRMACOS PROMETEDORES
Sobre los compuestos que continúan en estudio y que no se han caído de momento, Martínez-Lage destaca nypta (de Noscira), para el tratamiento de la parálisis supranuclear, que ha dado ya resultados en fase II esperanzadores y un conjunto de fármacos que van por la vía de mecanismos de oxidación, insulina… que se encuentran en fase de experimentación”.Para Martínez-Marín, es necesario estar preparados para que en el momento que llegue ese producto mágico “nosotros sepamos a quién aplicarlo”. Y ahí es donde juegan un papel clave las terapias no farmacológicas, los marcadores.

LA SOLUCIÓN COMBINADA
Para el coordinador del simposio, no será un único marcador el que acabe de definir el perfil de población que padecerá la enfermedad, sino la combinación de todos: “Ahora no sabemos nada de la fase preclínica porque no se ha definido bien, pero yo creo que en el futuro van a ser una combinación de marcadores los que nos permitan decirle al paciente que va a sufrir Alzheimer y tratarlo”. Los marcadores investigados por ahora están relacionados con factores de riesgo vascular, antecedentes familiares, el nivel educativo, la longitud de las piernas o la cabeza, la fuerza, pruebas neuropsicológicas, propiedades sanguíneas…

“Una vez establecido el perfil, quien dé positivo en varios o muchos de los marcadores sabrá qué probabilidad tiene de sufrir Alzheimer”, vaticina. Aunque para eso quedan años, “porque no se ha estudiado bien el perfil de la población”. Coincide con él Guillermo García Ribas, que se lamenta de que “aún no haya” buenas herramientas para saber si los nuevos tratamientos tendrán un efecto más que paliativo.Para él es fundamental que se llegue a “métodos de diagnóstico precisos, precoces y que no se apliquen a pacientes ya muy deteriorados”.”

Noticia extraída de Correo farmacéutico: http://www.correofarmaceutico.com/2010/09/20/farmacologia/media-docena-de-farmacos-en-estudio-para-tener-esperanza-en-alzheimer

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: